Input your search keywords and press Enter.

Reanudan parcial paso en Ribereña

Por el momento sólo puede permitirse el paso de unidades pesadas y vehículos grandes

Díaz Ordaz, Tam.

Al disminuir el nivel del agua se abrió a la circulación de vehículos pesados y grandes el tramo carretero de la ribereña.

Díaz Ordaz, Tam.- Al descender el nivel del agua en el tramo carretero de la ribereña donde fue interrumpido el tránsito vehicular, se ha reanudado en parte la circulación al permitirse el paso de unidades pesadas y vehículos grandes.

Se espera que una vez que baje aún más el nivel se permita la circulación de vehículos chicos por la carretera ribereña, destacando que los automovilistas que no quieren arriesgarse a sufrir algún percance en esta vía de comunicación, utilizan el camino estatal que conduce del entronque de acceso a Díaz Ordaz hacia la carretera nacional hasta el tramo conocido como el 30.

De forma general el agua ha bajado de nivel en la cabecera municipal, donde con tractores, “chupacharcos”, y bombas a gasolina y eléctricas se desaguaron diferentes sectores lo que ha permitido a algunas personas el acceso a sus viviendas y sus locales comerciales para revisar los daños que han sufrido en sus pertenencias y sus construcciones.

Paulatinamente ha descendido también el nivel del agua en el área rural donde el desborde del dren Salado causó también afectaciones e impidió el cruce vehicular en sitios como el “puente de la virgen” incomunicando los ejidos Valadeces, Lucio Blanco y Rancho Piedras.

Hasta la tarde de este miércoles los Ejidos mencionados se encuentran sin energía eléctrica al igual que los Ejidos Tepehuaje y Marte R. Gómez, y se encuentran en espera que empleados de la CFE reparen los postes quebrados y las líneas conductoras de energía eléctrica.

En el tramo de la carretera entre Díaz Ordaz y Valadeces también se encuentran varios postes ladeados y aunque no se ha interrumpido el servicio de energía eléctrica, de caer uno de ellos podrían aumentar las afectaciones

error: Contenido Protegido